Durante invierno es importante resguardarse de las enfermedades típicas de la época, de las cuales, hasta ahora la más grave había sido la influenza. Sin embargo, luego del peak de esta última, han comenzado a aumentar los casos del virus respiratorio sincicial (VRS), que actualmente alcanzó su cifra más alta de los últimos cinco años.

Debido a las bajas temperaturas, el hacinamiento y los altos niveles de contaminación, el virus sincicial se ha propagado por la Región Metropolitana. Pese a que aún no estamos en la fecha punta, que se prevé sea a inicios de agosto, el Ministerio de Salud decretó hace unos días la primera alerta sanitaria del año por esta enfermedad respiratoria.

En cuanto al territorio nacional, la tercera semana de julio el VRS superó a la influenza en los casos detectados, concentrando el 37% de los diagnósticos. Solamente durante la tercera semana de julio, se sumaron 852 casos, de los cuales 310 fueron en la Región Metropolitana. En lo que va de año, además se han contabilizado más de 3.800 pacientes confirmados con virus sincicial.  Pese a que desde 2015 las cifras van en alza, el 2019 se sitúa como el año con más casos en el último tiempo, superando al año anterior por 55 diagnósticos.

El llamado del gobierno es a cuidarse y prevenir con anticipación un posible cuadro de este virus. Especial atención deben tener los niños y los adultos mayores, ya que ellos son la población más afectada. Como la Intendencia Metropolitana declaró alerta ambiental y la Dirección Meteorológica de Chile ya pronosticó que los próximos días tendrán unas temperaturas mínimas muy bajas por lo que la precaución es crucial.

María Elena Rudolphi, químico farmacéutica de Farmacias KNOP, asegura que es fundamental reforzar el sistema inmunológico en estas fechas. La especialista afirma: “En invierno siempre es mejor prevenir y adelantarse a los cuadros respiratorios, además de protegerse aumentando las defensas, es importante también seguir recomendaciones de los entes de salud”.

Como medida preventiva lavarse las manos es esencial contra esta y muchas otras afecciones. Al llegar a un lugar, especialmente después de utilizar el transporte público, es importante usar algún producto de limpieza en las extremidades que estuvieron expuestas. El jabón de propóleos PROCALEN, tanto en su versión líquida como en pan, puede ser una buena opción en cuanto a sus cualidades como higienizante, ya que elimina impurezas y residuos para reestablecer el equilibrio natural de la piel.

Por otro lado, aunque haga frío, es necesario ventilar las habitaciones que utilizamos a menudo, principalmente el dormitorio. Esto porque no sólo se deja entrar aire puro sino porque se elimina la contaminación interior. Para potenciar un ambiente más agradable existen productos que además agregan otras propiedades al aire, como los ACEITES ESENCIALES PHYSALIS, que pueden utilizarse en difusores y que cuenta con diversas versiones. Destacado es el aceite de tomillo, que tiene componentes volátiles que ayudan a higienizar y purificar el aire; el de eucaliptus, que proporciona un alivio en las vías respiratorias, ayudando a despejarlas, además de refrescar con su aroma característico; el de árbol de té, es muy fresco y agradable para el ser humano, pero es repelido por agentes vivos, como los gérmenes.

En cuanto a la salud en general, es necesario reforzar las defensas para que no seamos blanco fácil de estas enfermedades. Para el cuidado de toda la familia, está ECHIPROP que no sólo ayuda a prevenir, sino también a disminuir la congestión y favorece una recuperación más rápida, especialmente en gripes y resfríos.

Leave a Reply

Deja un comentario

  Subscribe  
Notify of
× Pide tu tema al Tío Hoy Aquí